Al final llegó el final. 3

Pamplona, 11 de julio
08:35 horas, 18º grados. Despejado.
Inicio de la Estafeta.
.
El encierro está detenido por nuestros estrambóticos freaks circenses y faranduleros hollywoodienses.

Han cerrado los portones de la curva de estafeta y la bajada de Javier, dejando únicamente a seis toros medio zombis a causa de las roscas lisérgicas de la Mañueta. Los cabestros, todos menos uno cosido a balazos, deambulan de arriba abajo intentando buscar la salida. Reciben unos sonoros varetazos de los pastores.

En el suelo yace Charlie Seen, con un desastre anal, sangrando y riendo a la vez. Lleva dentro de sí lo mejor de la flora Colombiana. Eso que gana. También se lleva otro varetazo.

Los chimpancés, Elvis y Priscilla se han encaramado a un primer piso. Están desayunando chocolate con churros e intentan pasar desapercibidos sin conseguirlo.

Boli y Bic, yacen en el suelo atrapados por los cuerpos de un Cebadita y el manso .Bic, está dando cuenta de la pantorrilla de este último. Glotón que es uno.

Por último, Charlie Elastic-Man, de pie, parece estar en otro mundo. Contemplando la insólita escena, repasa en su cabeza todo lo que ha logrado con su huida del circo: se cargó la procesión, ahora el encierro. Es ahí donde se da cuenta de que su sitio está en el circo, y que la realidad de este mundo atroz le supera. Se siente cansado, sin fuerzas. Hasta aquí llegaron sus peripecias sanfermineras.

Dándose la vuelta, ayudado por las mulatas, que hacen de muletas humanas, se va alejando de la caótica escena. Con un silbido, llama a Elvis y Priscilla, que bajan de los balcones agarrándose a ambos pibones

Elvis, mulata, Charlie, mulata, Priscilla. Repóquer de ases.

Papytu, cogiendo el móvil, llama a Dominique, el propietario del circo. Otra vez más, ha logrado cumplir la misión encomendada. Encendiéndose un habano, ve como estos artistas de la pista se alejan, mientras se enciende el habano de las grandes ocasiones.

VALE.


A pocos días… 2

Y hemos llegado ya, ya están aquí, si, aquí, ya no queda ni una semana, es lo que en la mili decíamos aquello de “Mesias”, no me quedan semanas, me quedan días……, pero días quedan para las 204 horas de fiesta ininterrumpida donde volveremos a pisar las calles de la vieja Iruña, y donde volvamos a ver esas caras sonrientes de niñ@s y no tan niñ@s a nuestro paso. Atrás quedara la “travesía del desierto”, las cenas de escalera, el concurso de carteles con la polémica habitual de todos los años, el exitoso Certamen de microrelatos, incluso la instalación de la tómbola y el vallado, y otras tantas cosas que hacen recordarnos estas maravillosas fiestas. Nos pondrán de gala, saldremos a la calle, y esperemos que los días de sol nos acompañen, porque no nos engañemos, unas fiestas así sin el sol correspondiente, no son lo mismo, y hacen que tod@s vayamos encogid@s.

“Este año promete!!!” es algo que decimos siempre, porque nos viene al recuerdo los mejores San Fermines que hemos vivido, y queremos mejorarlos, vivimos momentos de nostalgia, mirando al cielo en algún momento dedicándole ese momento a alguien allegado que ya no está, a alguien a quien extrañamos, y sin duda alguna se nos escapa alguna lagrimilla, que hasta de nuestros ojos de cartón piedra llega a salir. Preparamos la ropa como si de una cita a una boda se tratara, queremos estar impecables, descubrimos manchas del año anterior, que aquella vez parecían insignificantes, pero que ahora nos molestan y nos compramos ropa nueva. Quedamos con l@s amig@s para almorzar, antes del Txupinazo, cambiamos hasta la melodía del despertador (yo sé de uno que se despierta al grito de Palacios tirando el txupinazo), miramos el reloj nerviosos, sabemos que Pamplona ya ha empezado a cambiar, la alegría nos adorna la cara, nosotr@s permanecemos inmóviles, quiet@s, pero oímos el jaleo del exterior y somos consciente de que en breves horas nos sacaran a la calle.

Ya están aquí!!!, Ya han llegado!!!!, ya no queda nada!!!

VIVA SAN FERMIN!!!

GORA SAN FERMIN!!!.

P.D: Tod@s y cada un@ de nosotr@s, os deseamos que paséis unas FELICES FIESTAS!!!, Nos vemos por las calles!!!.

Un Saludo,

Toko Toko.


Sanfermines en el séptimo arte

En estos días de locura presanferminera, en que todo tiene que estar terminado para el día cinco, que además no podemos descuidar los preparativos para el buen desarrollo de nuestros Sanfermines y que encima toca Eurocopa, hay un pequeño oasis de apenas dos días en el que el cine sanferminero nos puede proporcionar algo de solaz entre tanto ajetreo.

Si bien el pasado diecisiete de junio la Federación de Peñas, inauguraba su Semana Cultural Presanferminera con la proyección de “Carnaval de ladrones”, la Filmoteca de Navarra nos ofrece las siguientes opciones:

29 de junio, hoy, “Fiesta”, más información en este enlace.

30 de junio, “Aventura en Sanfermín”, más información en este enlace.

Aprovecho para despedirme hasta más o menos Sanfermín Txikito y desearos a todos las mejores fiestas de la historia, hasta las del próximo año, naturalmente.


El trajín del Vals de Astrain 2

Pues nada, parece que hemos reubicado el vals de Astrain. Había perdido toda esperanza de volver a vociferarlo a pleno pulmón, como en los viejos tiempos. Este año se cumple el 25 aniversario del último Riau Riau de la serie histórica (excepción hecha de los dos intentos aislados e infructuosos de Chourraut y Maya). 25 años sin Riau Riau. Y por tanto, 25 años sin el vals de Astrain, aunque los más nostálgicos aún pueden disfrutarlo gracias al empeño de la Peña Mutilzarra y de la Asociación de Jubilados Yoar, que han conseguido la implicación nada más y nada menos que de la Pamplonesa y de la Comparsa de Gigantes y Cabezudos.

Pero no es lo mismo.

El caso es que el vals, quién iba a decirlo, ha resurgido de sus cenizas convirtiéndose en un auténtico himno que está acompañando a Osasuna, tanto en el Sadar como en esos campos del Señor por los que los rojillos han ido dejando cadáveres a su paso. Lo tiene todo para triunfar como tal himno. Unos compases lentos y ceremoniosos que desembocan en una estrofa que absolutamente todo el mundo conoce y que culminan con un grito de guerra seco, fulminante, atávico. No llega al nivel de las hakas maorís, pero es claramente envalentonador e intimidatorio. Con ese final tan radical empequeñece al rival y a su afición, dejando suspendido en el ambiente su tremendo eco.

Por eso, dicho sea de paso, tengo para mí que en estos tiempos de globalización hemos de ver aficiones de otros equipos entonando bufanda en mano las notas del vals, probablemente con letras adaptadas a cada caso, de la misma manera que aquí se han versionado cánticos de otros lares.

Hay varias curiosidades alrededor de este resurgir del vals. Una de ellas es que muy poca gente conoce la letra completa. Y de entre quienes la conocen, son los menos los que la aplican al cantar. Se dejan llevar por una masa que precipita la segunda parte de la segunda estrofa, sin duda la más conocida, y que de todas maneras también se canta mal (“porque llegaron las fiestas de esta gloriosa ciudad, que son en el mundo entero, unas fiestas sin igual” en lugar de “porque llegaron las fiestas de esta gloriosa ciudad, que son en el mundo entero una cosa singular”).

Otra curiosidad: con total seguridad, muchos de los impulsores de este resurgir forman parte de esa pequeña parte del pueblo que se arroga ser el pueblo, y que tiene decidido que nadie tenemos ya el derecho a disfrutar del acompañamiento a Vísperas de la corporación municipal.

Y otra: la pieza tiene nombre propio. Se llama “La alegría en San Fermín”.

Si su autor, Miguel Astrain, hubiera levantado la cabeza en el último cuarto del siglo pasado, no habría dado crédito a lo que veían sus ojos. Hasta 180 veces tocó La Pamplonesa su obra en alguno de aquellos años el 6 por la tarde. Pero qué decir si la levantase ahora, concretamente en el Sadar el día del Nastic o del Girona…

La que seguramente se llevaría las manos a la cabeza sería la autora de la letra, María Isabel Hualde, por los motivos anteriormente reseñados.

Amigas, amigos, larga vida al Riau Riau, al vals, y al blogsanfermin.

¡YA HUELE A TORO!


Junio

Es llegada la hora de abrir arcones armarios y cajones para orear las palabras que cumplen esta feliz peripecia blancas rojas y los variados complementos que perfeccionan tan universal uniforme bien lavados y planchados han pacientemente esperado la lffrrlegada del feliz acaecimiento gestación anual que verá la luz tan plural criatura al estallar entre la juvenil algarabía la razón que justifica las cabales horas de fiesta y festejos hombres y mujeres de variada procedencia conformarán el mosaico de lenguas y lenguajes poblando nuestra hermética ciudad de voces siempre iguales y nunca reconocibles la llamada de la carne y el deseo surtirán de feromonas la sangre que nutre y calma nuestra singular prosopopeya